26 septiembre 2014

Testimonio zen... niño de 10 años que se cayó de un segundo piso

Hola Suzanne

El día miércoles 17 de Septiembre, fue a buscarme Susy, una chica que le había dado toque zen a ella y a sus dos hijos. Me comentó muy desesperada que su sobrino Ángel de 10 años se había caído de un segundo piso, había estado jugando a volar papalotes (cometas) y cayó, se rompió un brazo y se golpeó la cabeza. Tras ese golpe los doctores les dijeron a los padres que Ángel perdería su ojo. Ángel y su familia viven en Acapulco Guerrero, me pidió Susy si conocía a alguien de Acapulco que diera toque zen y claro recordé a Gilberto, María y Miel quienes asistieron al curso aquí en Lázaro Cárdenas, así que me puse en contacto con ellos y rápidamente fueron a verlo al hospital. María además es doctora - psicóloga y ella le dio el toque zen a Ángel. Me comentó Susy que el niño le dijo -
"Tía una doctora vino y no sé qué me hizo en la cabeza pero me sentí a gusto, ¿podría venir de nuevo?"
Y así fue, estuvo yendo a diario pero los doctores seguían con su diagnóstico de que el ojo lo perdería.
Resultado final- Hoy lo dieron de alta y Angel está perfectamente bien y su ojo también!!!!!
Gracias, gracias, gracias!!!


Angel, el primer día que recibió el toque zen


¡Ya está estupendo!