10 octubre 2013

Menudos Corazones

https://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=OM5e6G9KaAY

Publicado el 03/10/2013
Ana Fernandez (Los Protegidos) lee un cuento a una niña con problemas de corazón, una metáfora de lo que viven estos niños con cardiopatías y sus familias.
Cuento:
Érase una vez una niña que tenía un calcetín roto... pero nadie lo sabía
Ese calcetín no le molestaba al andar, ni le impedía saltar a la comba. Pero si corría mucho, el zapato le rozaba y podía hacerle una herida. Por eso había ciertos juegos a los que no quería jugar y sus compañeros no lo entendían, porque el agujero no se veía. Sólo la niña sabía que estaba ahí.
A veces se olvidaba de él. En realidad, sólo le molestaba al quitarse los zapatos, porque le entraba un poquito de frío. Y eso sí era un problema, porque con los pies fríos no se puede andar, ni saltar a la comba. Así que un día, los padres de la niña pensaron que sería mejor hacer un remiendo en el calcetín.
Así la niña estaría más tranquila. Y ellos también. Sin el agujero, ya no se notaba el frío. Pero la costura también le rozaba. Así que seguía sin jugar a ciertos juegos y sus amigos seguían sin saber por qué...
Al final, cansada de que se lo preguntaran tantas veces, decidió contarles la verdad: "No puedo correr como vosotros, porque tengo un poco roto... el corazón".

Mensaje:
Cada año se dan en España 4.000 nuevos casos de cardiopatías congénitas. Niños con problemas de corazón que no se ven, pero que requieren todo el cuidado y cariño que les podamos ofrecer.

En Menudos Corazones somos muchos los que colaboramos de forma discreta. Y tú también puedes ayudarnos, con sólo hacer que nos vean. Comparte este video, para ayudar a sensibilizar sobre las cardiopatías congénitas. Gracias de corazón.