26 febrero 2013

Beatriz comparte su experiencia


Hola Suzanne, te envio el testimonio de Bea, la chica que te comenté que vino a tu consulta ....te da permiso para publicarlo. Te lo reenvio tal cual me lo manda.
Realmente creo en los angeles....


De: Beatriz >
Fecha: 26 de febrero de 2013 11:43

Hola, me llamo Beatriz y de un día para otro mi vida cambió, mis pies se pusieron malitos y desde ese mismo instante todo cambió, 3 años sin casi poder andar, teniendo que estar sentada, sin poder trabajar, con dolores, siendo dependiente, después de haber sido una chica muy activa y muy independiente, caí en la enfermedad de lo cual no me arrepiento porque aunque he perdido mi identidad y estoy en busca de recuperarla, he ganado sabiduría en la vida, sabiduría en la enfermedad de la cual me quiero beneficiar para comprender y poder ayudar a los que estén enfermos.
Un día alguien me dijo que yo tenía una conexión con Irlanda, yo no entendía el porqué, y a la semana siguiente me hablaron de Suzanne y empecé a ver sus conferencias y me enamoré de ella, deseaba ir a su consulta , los médicos no me decían nada sólo me mandaron cortisona de la cual nunca tomé, he cambiado mi alimentación para sanarme y no puedo meter ese veneno en mi cuerpo, en uno de los videos de Suzanne   escuché decir que se venía a Madrid, rápido busqué su contacto y le escribí, con la suerte que me contestaron enseguida y ahora estoy haciendo lo que ella me dijo. 
Creo en ella y en todas las cosas que hace.
Una noche sorprendentemente, ella apareció en mis sueños. Cuando me acosté no me podía dormir, así que me puse a leer el libro de Suzanne, cuando vi que ya era muy tarde decidí cerrar los ojos y dormir. Entonces aparecí en la cama tumbada boca arriba y sentí la presencia de Suzanne a mi lado, mi cuerpo empezó a brillar con una luz blanca angelical, era la energía de Suzanne ayudándome a envolverme con toda esa luz brillante y espectacular en mi cuerpo, era luz de sanación, me sentí llena de energía y gratitud, de repente aparecieron unas manos pequeñas y bellas llenas de luz blanca, eran mis manos con las manos de Suzanne , dos en uno , dos cuerpos en uno, ella me guió con las manos y me las colocó en mis pies , fue una sensación de sanación, bienestar, mis pies absorbía esa energía tan poderosa que me hizo sentir fuerte, me hizo sentir feliz, llena de amor y con mucha gratitud. Cuando me desperté estaba espléndida, feliz de haber sentido a Suzanne ayudándome con esa luz blanca y mágica, ella me enseñó en ese sueño de amor cómo yo podía darme energía sólo imaginando mis manos posándose en mis pies y mandándoles amor para la sanación. NO fue un sueño como los demás, fue realmente ella, yo lo sentí así y por eso Suzanne te doy las gracias desde el fondo de mi corazón por haber venido a mí, te doy las gracias de todo corazón por haber tocado mis pies y por darnos a todos esta oportunidad de aprender a evolucionar !!! GRACIAS ¡!!

Beatriz, futura alumna zen de Madrid este fin de semana!!