27 marzo 2009

¡Vaya con las Bayas!

Las antocianidinas Las antocianidinas son pigmentos hidrosolubles presentes en las bayas de algunas frutas, especialmente en las que presentan un color azul-púrpura como en el mirtilo, la uva negra, el arándano y la grosella entre 200 más, aunque en estos últimos se encuentra en menor concentración. Estos pigmentos se clasifican bajo el nombre de flavonoides, de los cuales más de 4.000 ya han sido aislados. Sus beneficios son innumerables y espectaculares, debido a su fácil asimilación y biodisponibilidad en el organismo. Destacan por ser muy selectivas en su acción y la información científica señala al mirtilo como la fuente más rica de estas sustancias nutricionalmente tan valiosas. La concentración de antocianidinas en la fruta fresca es aproximadamente 01-0,25%, mientras un extracto presenta una proporción de 100:1 estandarizado al 25% por su contenido en antocianidinas. Sería difícil conseguir los mismos beneficios consumiendo la fruta fresca, debido a que se necesitan un mínimo de 80 mg-120 mg al día para apreciar los beneficios o ¡comer 10 kg. de las Bayas! (¡Pasando la mayor parte del día en el W.C por supuesto!). Los estudios científicos sugieren entre 80 mg y 480 mg según los resultados que se desee obtener. Son sustancias hidrosolubles, lo cual permite tomarlas durante largos períodos sin ningún riesgo o incluso toda la vida. ¡Los beneficios podrán notarse en cuestión de días o semanas! LOS BENEFICIOS El Tejido Conectivo Las antocianidinas favorecen la síntesis del colágeno y los mucopolisacáridos, componentes principales de la estructura del tejido conectivo, ofreciendo enormes beneficios a la piel, los vasos sanguíneos, las articulaciones, el aparato respiratorio y los intestinos. (Se aconseja su uso en casos de varices, hemorroides, problemas circulatorios, trastornos cardíacos, heridas externas e internas, edema, artritis y artrosis). Antioxidante Como antioxidante, su efecto de neutralizar los radicales libres, es de 15-20 veces mayor que la vitamina E. Este es un dato de especial interés, ya que la vitamina E es un nutriente esencial y por lo tanto, necesario para cumplir otras específicas funciones dentro del cuerpo además de ser un antioxidante. (Suplementando con las antocianidinas permite optimizar su acción sobre la circulación y la salud cardíaca). Protección para los ojos El extracto de mirtilo, objeto de muchas investigaciones científicas, ofrece una protección y regeneración de los ojos, además de mejorar la vista, debido a su efecto antioxidante, circulatorio y estabilizador del colágeno. Lo más curioso de esta fruta es que su clase de antocianidinas destacan por ser selectivas para los ojos. Se dirigen a los ojos con prioridad de lugar de acción.(Se suele recomendar en casos de pobre vista nocturna, ojos llorosos, degeneración macular, retinopatía diabética, cataratas y en prevención de trastornos de los ojos provocados por ciertos medicamentos). Azúcar en sangre El mirtilino, antocianósido que se encuentra en el mirtilo, produce un efecto antihiperglucémico significativo de larga duración, incluso con una sola dosis, según las investigaciones científicas. Antinflamatorio Las antocianidinas inhiben las sustancias inflamatorias (histamina, leucotrienos, prostaglandinas) y a la vez no permiten que las enzimas liberadas durante un proceso inflamatorio dañen el colágeno; por lo tanto ejercen al mismo tiempo una protección sobre él tejido conectivo.(Son efectivos en casos de alergias alimentarias, fiebre del heno, procesos inflamatorios y dolorosos como la dismenorrea). Sangre fluida Las antocianidinas inhiben la coagulación de la sangre y previenen la agregación excesiva de las plaquetas. Ambos beneficios resultan positivos ante una arteriosclerosis ya manifestada o bien en la prevención de la formación de coágulos. ¡Al mismo tiempo ayudan a prevenir la misma oxidación del colesterol que daña la arteria en primer lugar! Anti-úlcera La administración de antocianidinas a ratones de laboratorio, reveló una actividad preventiva y curativa en casos de úlcera gástrica, sin afectar la segregación gástrica. Esta actividad también puede atribuirse en parte a un aumento de la mucosidad gástrica, además de favorecer una óptima integridad de los tejidos. El Cerebro Supone un peligro cada vez mayor, la filtración de sustancias nocivas a través de las finas paredes de los capilares del cerebro. Algunos desarreglos relacionados siguen en aumento, especialmente las jaquecas. Las antocianidinas previenen la excesiva permeabilidad de los capilares; por lo tanto, impiden la filtración de los tóxicos y consecuentemente, los efectos nocivos que esto puede causar. Una clara señal de hiper-permeabilidad se manifiesta si se produce un fuerte dolor de cabeza después de inhalar sustancias como la lejía, el cloro, la gasolina etc. Es conveniente evitar mayores daños a largo plazo, tomando las antocianidinas a nivel de regeneración y prevención. Alergias Las antocianidinas inhiben la liberación de la histamina; por lo tanto, resultan muy indicadas en las alergias, fiebre del heno, asma alérgica, reacciones cutáneas producidas por factores ambientales, alimentos, ácaros, etc. Sinergismo con la vitamina E Las antocianidinas protegen la vitamina C dentro del organismo facilitando su asimilación. Ayudan a optimizar el beneficio de esta vitamina esencial, actuando al mismo tiempo como antioxidante y en la formación del tejido conectivo. Al usar ambas conjuntamente, se pueden notar, a los pocos días de empezar a tomarlas, los beneficios producidos sobre la piel. El extracto de Semilla de Uva Se puede disfrutar de mayores beneficios, cuando se combinan las antocianidinas del mirtilo y del arándano junto con el extracto de semilla de uva, el cual contiene otros pigmentos hidrosolubles de la misma familia de flavonoides, las proantocianidinas, con similares acciones. Por otro lado, su efecto antioxidante es 50 veces mayor que la vitamina E y 20 veces mayor que la vitamina C, impresionante si consideramos el enorme "ahorro" de estas vitaminas para que puedan ser utilizadas para otros fines nutricionales.Cuando uno piensa que los radicales libres son asociados con 80-100 enfermedades y que son la causa más común del envejecimiento, realmente vale la pena tomar medidas preventivas. Al mismo tiempo, un sencillo suplemento de un extracto de antocianidinas que aporta tantos beneficios para la salud y para la mejora estética, parece ser una ideal elección e inversión para una larga vida sana.¡VAYA BAYA! Suzanne Powell Nutricionista y Especialista en Nutrición Ortomolecular.